was successfully added to your cart.

Carrito

Os describo las claves para saber cómo mejorar nuestra rutina diaria.

Empecemos por hacernos las siguientes preguntas:

  • ¿Duermo bien?
  • ¿Incorporo alimentos de calidad?
  • ¿Practico ejercicio físico?
  • ¿Me muevo durante el día?
  • ¿Recibo luz del sol y estoy en contacto con la naturaleza?

 

Para mejorar nuestra rutina diaria, suelo recomendar prestar atención a diferentes aspectos de nuestro día a día. La clave para mejorar nuestra rutina diaria es tener paciencia y confiar en el proceso. Cada pequeño cambio que realices debes pensar en mantenerlo en el tiempo y evitar realizar cambios muy bruscos que seguramente no los puedas mantener en el tiempo.
Una palabra clave que tiene que resonar en tu cabeza es adherencia ¿Podré mantener determinados cambios en el tiempo?. La respuesta es diferente para cada persona, pero debes pensar en tu salud tanto física como mental para afrontar un cambio en tu estilo de vida.

niños naturaleza

Pasos clave

Paso número 1:

Pensar que todos somos diferentes. No podemos compararnos con otra persona. Otra persona tendrá horarios diferentes, no tendrá las mismas obligaciones laborales, familiares… Nos alimentamos de manera diferente, unos desayunan, otros no incorporan desayuno, hay gente que come dos veces al día y otros que incluyen cuatro comidas al día.

Paso número 2:

Tienes que pensar en el movimiento que realizas en tu día a día. Esto es independiente de la actividad física específica. El ser humano no está hecho para estar todo el día sentado. Una indicación que podemos intentar cumplir es caminar un número mínimo de pasos diarios. Como recomendación podemos empezar por incluir un mínimo de 5000 pasos diarios. Ya tendremos tiempo para sentirnos mejor e ir aumentando nuestros pasos diarios.

Paso número 3:

Nuestra alimentación tiene que basarse en verduras, hortalizas y frutas. Tenemos que tener una presencia de verduras o frutas casi diaria. Son alimentos como te explico en este post fundamentales que nos aportan multitud de vitaminas, minerales, antioxidantes, fibra, agua… Por ejemplo el pimiento es una verdura que nos aporta vitamina C, vitamina E, vitaminas B6, ácido fólico, B2, fibra soluble e insoluble, potasio, carotenos y antioxidantes entre otros. Una combinación de diferentes verduras, frutas y hortalizas hará que tengamos mejor salud intestinal, mejoremos nuestro sistema inmune, obtengamos más saciedad en las comidas… En definitiva debemos incorporar variedad.

¿Hay alguna verdura o fruta que nos aporte todas las vitaminas y minerales que necesitamos? La respuesta es no. Por eso explico la importancia de combinar diferentes verduras y alimentos.

Paso número 4:

Utiliza el agua como bebida principal en todas las comidas. Cuidado con incorporar bebidas carbonatadas denominadas «cero», ya que te aportan una cantidad importante de edulcorantes que pueden tener su efecto negativo con relación a nuestro gusto, hambre y calidad de nuestra microbiota. La autoridad europea de la seguridad alimentaria efsa nos proporciona información al respecto de los edulcorantes.

Paso número 5:

El descanso de calidad es algo que tiene que estar presente en nuestro día a día. Las horas que necesitamos para dormir difieren de unas personas a otras, hay personas que duermen 6 horas y otras necesitan 8 horas para sentirse descansadas. Tenemos que ir reduciendo la exposición a la luz azul de los aparatos electrónicos como el móvil, televisión, tabletas… antes de ir a dormir. Tener una temperatura ambiente de nuestra habitación unos grados por debajo nos ayuda a conciliar el sueño.

Paso número 6:

Realizar mínimo dos a tres días de entrenamientos de fuerza o ejercicio cardiovascular. Combinar ejercicios de fuerza alternado con ejercicio cardiovascular es una forma estupenda de aumentar o mantener nuestra masa muscular. La masa muscular significa salud a lo largo de toda nuestra vida. Mantener toda la masa muscular que podamos a lo largo de nuestra vejez es clave para evitar la sarcopenia o la perdida de masa muscular y fuerza.

Paso número 7:

Disfruta de una actividad o descanso al aire libre y si puede ser en contacto con la naturaleza.

 

Intentar cumplir estos 7 pasos nos ayudará a progresar hacia una rutina diaria/semanal mejor.

 

¿Qué ocurre si no hay días que no puedo cumplir algún paso?

No ocurre absolutamente nada. No te preocupes por cosas que escapan a tu control. Piensa en mejorar los siguientes días y semanas. Todos tenemos momentos que no te puedes organizar, no logras sacar tiempo para la práctica deportiva, o te encuentras fuera de casa y te resulta imposible organizar ciertas comidas. No te preocupes más de la cuenta.

 

Todo se basa en un equilibrio y pensar en implementar cambios poco a poco pero ser constante en el proceso. Te aseguro que te encontrarás mucho mejor y disfrutarás de una rutina sana y equilibrada.

 

Sígueme para más contenido en Youtube, Facebook o Instagram.